Significado de prójimo

A continuación te mostramos un listado de 2 significados y/o definiciones para la palabra prójimo

  • Masculino ‚ôāÔłŹ y ‚ôÄÔłŹ femenino. Coloquial. Individuo cualquiera. ¬© Real Academia Espa√Īola.
  • Masculino ‚ôāÔłŹ y ‚ôÄÔłŹ femenino. Coloquial. cónyuge. ¬© Real Academia Espa√Īola.

Escritura de la palabra prójimo

Te mostramos como se deletrea y escribe la palabra pr√≥jimo en espa√Īol

P pe
R erre
√ď √≥
J jota
I i
M eme
O o

Composición y sílabas

La palabra prójimo contiene 2 vocales, 4 consonantes y esta compuesta por un total de 7 letras.

PR√ďJIMO contiene 3 s√≠labas [ pr√≥ ūüĒä - ji ūüĒä - mo ūüĒä ] y es una palabra Esdr√ļjula. Las palabras Esdr√ļjulas son las que llevan el acento en la antepen√ļltima s√≠laba, y se les marca siempre la tilde.

La palabra pr√≥jimo lleva tilde en letra √≥ y su s√≠laba t√≥nica es pr√≥ que corresponde su antepen√ļltima s√≠laba.

Sinónimos de prójimo

Estos son los sinónimos de la palabra prójimo que tenemos en nuestro diccionario

Ejemplos de Uso

Veámos agunas frases usando la palabra prójimo

  • Hay muchas maneras en que podemos ayudar a nuestro pr√≥jimo.
  • Los √ļltimos seis mandamientos resum√©n nuestras obligaciones hacia nuestro pr√≥jimo.
  • Francis lleg√≥ para compartir el carisma Oblato a trav√©s de su preocupaci√≥n por su pr√≥jimo.
  • La clave est√° en saber que este Hermano Oblato ha puesto todos sus conocimientos al servicio del pr√≥jimo.
  • Ser√©is juzgados de la misma forma que juzgu√©is al pr√≥jimo.
  • Ya sabes, dar la otra mejilla, ayudar al pr√≥jimo.
  • Ustedes est√°n ayudando y amando a su pr√≥jimo.
  • Nosotros nos hemos referido a algunas de ellas, para mostrar la naturaleza de la orientaci√≥n inherentemente de Servicio-al-pr√≥jimo de estos hombres.
  • Mateo 22:39b Amar√°s a tu pr√≥jimo como a ti mismo.
  • En FALCONI, ser transparente es un acto de respeto al pr√≥jimo.
  • Pero est√° tambi√©n la otra trascendencia: abrirse a los dem√°s, al pr√≥jimo.
  • Algunos escogen introducirse en las peores cloacas, a fin de poder ayudar a quienes all√≠ se encuentran atrapados, mientras otros son m√°s moderados y solo desean sumar peso de Servicio-al-pr√≥jimo a la comunidad.
  • Benditos sea todos aquellos que procuran seguirlas amando a su pr√≥jimo, a s√≠ mismos y haciendo a los otros aquello que les gustar√≠a que les hicieran!
  • Hubo confesiones viscerales, y momentos donde no consegu√≠amos entender al pr√≥jimo.
  • Cada uno de nosotros debe realizar gestos de fraternidad hacia el pr√≥jimo, especialmente con quienes son probados por tensiones familiares o por altercados de diversos tipos.
  • Cada uno de nosotros agrade √° su pr√≥jimo en bien, √° edificaci√≥n.
  • El Evangelio es una grande lecci√≥n de amor al pr√≥jimo.
  • El Segundo mandamiento es amar a nuestro pr√≥jimo como a nosotros mismos.
  • Damos al pr√≥jimo el beneficio de la duda.
  • No hab√≠a manifestado amor hacia su pr√≥jimo.
  • Confundir inteligencia con sabidur√≠a y subestimar la inteligencia de tu pr√≥jimo.
  • Por otro lado, las plegarias sinceras que piden por el bienestar de otros, constituyen un llamado a inteligencias de Servicio-al-pr√≥jimo, como somos nosotros mismos.
  • Si vivimos bien con nosotros mismos, podemos derrotar el odio y enriquecer la vida del pr√≥jimo.
  • Los bienes son evangelizados discerniendo vivir con lo necesario y, adem√°s, comparti√©ndolos de acuerdo con las necesidades del pr√≥jimo.
  • La preocupacion por lo que le sucede al projimo, mal llamao amigo, es mil veces menos preocupante que la preocupacion que causa no hacer en cada momento lo que a uno le apetece o le da la gana.
  • No juzguemos con severidad al pr√≥jimo ni a nosotros mismos.
  • No se espera acciones coordinadas de contactados de la t√≥nica de Servicio-a-S√≠-Mismo, mientras que eso si puede ocurrir entre contactados de la t√≥nica de Servicio-al-pr√≥jimo.
  • El amor a nuestro pr√≥jimo como a nosotros mismos no implica que si nos injuria, uno no debe sentir nada de injuria o injusticia, sino que uno debe amar, y hacer el bien a pesar de ese trato injurioso.
  • Esto quiere decir que no debemos codiciar porque la codicia es una forma de obrar mal hacia nuestro pr√≥jimo (Rom. 13:8-10).
  • Romanos 15:1,2 Los que somos fuertes debemos soportar las flaquezas de los d√©biles, y no agradarnos a nosotros mismos. 2 Cada uno de nosotros agrade a su pr√≥jimo para su bien, para edificaci√≥n.
  • El amor al pr√≥jimo no se debe solamente proclamar, se debe practicar.
  • En sus di√≥cesis los Pastores no dejar√°n de animar a los fieles, record√°ndoles en el nombre del Se√Īor que todo hombre, mujer o ni√Īo necesitados son nuestro pr√≥jimo.
  • En cambio, debemos amar a nuestro pr√≥jimo como a nosotros mismos (Santiago 2:8).
  • El que escandaliza se convierte en tentador de su pr√≥jimo.
  • Practicaremos la caridad para amar a nuestro pr√≥jimo como a nosotros mismos, d√°ndole no solo buena doctrina sino tambi√©n buen ejemplo.
  • Podemos ser pr√≥jimo para cualquiera que nos acepte como tal.
  • La envidia se obsesiona igualmente con las cualidades personales del pr√≥jimo; por ejemplo, los dones intelectuales, en la buena apariencia o en las proezas atl√©ticas o art√≠sticas.
  • Ellos predican el amor al pr√≥jimo y la misericordia que son contrarios a nuestros principios.
  • Liberar el alma es sumergirse en el amor, olvidar el propio dolor, sirviendo al pr√≥jimo con renuncia.
  • Todas las almas tienen sus faltas y debilidades, incluso aquellas que son fuertemente asentadas en la t√≥nica de Servicio-al-pr√≥jimo.
  • En el pasado, estas almas fuertemente asentadas en el Servicio-al-pr√≥jimo aplacaban a los de Servicio-a-S√≠-Mismo, dej√°ndoles tener suficiente control sobre su ambiente, como para que se sintieran con el poder.
  • No hay ning√ļn resentimiento hacia nuestro pr√≥jimo.
  • Oramos para que amemos a nuestro pr√≥jimo como a nosotros mismos... y no hay mayor mandamiento que este.
  • Es la alegr√≠a de Su Coraz√≥n resucitado lo que debe irradiar hacia mi pr√≥jimo.
  • La viejecita de al lado personifica el amor al pr√≥jimo. Ayuda a todos cuantos puede.
  • Amor inseparable del servicio, urgente tan a menudo, a nuestro pr√≥jimo.
  • Por su vida y su compromiso en favor del pr√≥jimo, el 29 de octubre de 1995 mi venerado predecesor Juan Pablo ii la elev√≥ a los altares como beata.
  • Sin el principio de amar al pr√≥jimo, no hay civilizaci√≥n.
  • La Biblia nos dice que deber√≠amos amar a nuestro pr√≥jimo.
  • La funesta filosof√≠a del genocidio, del aniquilamiento del pr√≥jimo, contin√ļa asolando la regi√≥n, al igual que asol√≥ Rwanda en la primavera de 1994.

Errores ortogr√°ficos de escritura m√°s comunes

Listado de algunos errores ortogr√°ficos al momento de escribir la palabra pr√≥jimo. Te ense√Īamos la forma correcta de escribirla.

  • ‚úÖpr√≥jimo o ‚ĚĆpr√≥gimo
  • ‚úÖpr√≥jimo o ‚ĚĆprr√≥jimo

La forma correcta de escribir la palabra es ‚úÖpr√≥jimo. Algunas palabras no existen en el idioma espa√Īol o pueden cambiar de significado al momento de cambiarle alguna letra.

Los errores m√°s comunes ocurren al usar las letras H,S,C,Z,Y,LL,X y Z


También te puede interesar